Birthday Box

Ser papel de regalo es duro. Tan imprescindible para mantener la ilusión del regalo y tan poco apreciado una vez desgarrado. Vive un instante de gloria en el momento en el que el regalo es entregado, pero después es maltratado, arrugado, y tirado a la basura sin mayor reconocimiento a su importante labor. Para el cumpleaños de mi padre, he intentado encontrar una solución mejor. En vez de envolver su regalo en papel, he diseñado una "caja envoltorio" cortada en láser que ahora vive una segunda juventud como decoración iluminada del salón. La decoración de la caja está personalizada con mapas de ciudades y una felicitación en alemán.

La felicitación más común (Herzlichen Glückwunsch zum Geburtstag) no cabía en el lateral

En un lado de la caja hay un plano de la ciudad de mi familia alemana grabado en láser

En el otro lado de la caja hay un plano de Madrid grabado en láser

Lo mejor son los detalles: el Retiro, la estación de Atocha, el barrio de Salamanca...

Madrid Río, Embajadores, el Paseo de Santa María de la Cabeza, Puerta del Ángel...

La M-30, Ciudad Lineal, la Plaza del Liceo (francés), Mar de Cristal, Costa Rica...

Una vez entregado el regalo, he instalado LEDs dentro de la caja que iluminan las letras

El Gran Lago Salado

Tras una fachada supuestamente art-déco, aquello era un motel que parecía salido directamente de una sangrienta pelicula de Tarantino. Mientras arrastraba mi maleta por el pasillo abierto al aire libre de la tercera planta, ni me atrevía a ojear las ventanas de las habitaciones en las que suponía todo tipo de asesinatos. En la lejanía sonaba la conocida bocina de un tren de Amtrak que se escucha de fondo en la llamada de los secuestradores y que permite a la policia saber donde están. A pesar de los lúgubres presagios, sobreviví la noche en Salt Lake City. No sabía que esperar de aquella ciudad, pero al final me sorprendió muy positivamente!

El gran lago salado al atardecer desde el avión, con salinas en primer plano

El motivo del viaje fue un congreso, que tuvo lugar en las montañas cerca de Salt Lake City

Se trata de una zona de esquí, pero en Octubre las máquinas de nieve aún descansaban

La cena del congreso fue en lo alto del "Hidden Peak", a más de 3000 metros de altura

Vistas desde el restaurante sobre lo que en unos meses serán pistas de esquí

A menudo había letreros muy altos, pensados para cuando hay varios pies de nieve

El paisaje estaba plagado de remontes abandonados durante los meses "calurosos"

Sobre todo al caer la noche, a semejante altura no hacía ningún calor

La ciudad de Salt Lake está al pie de las montañas en las que fue el congreso

Una paloma posa en la cubierta ajardinada de la biblioteca municipal de Salt Lake City

Viajar en tranvía es gratis en el centro de la ciudad

Si contratara un catering para una celebración, no se yo si elegiría Dunkin' Donuts

Salt Lake City fue fundada por los mormones, que construyeron ahí su templo

Aparte del templo, también tienen un inmenso tabernáculo para grandes celebraciones

Skyline de Salt Lake City frente a la cordillera de las montañas Wasatch

Open House

La mayoría parecían estudiantes de arquitectura. En cierta manera, eso era de esperar. A pesar de que el Open House hubiera atraido principalmente a un público bastante específico, ahí había una cola de cien personas para entrar a ver el edificio de la Fundación Francisco Giner de los Ríos. Tras esperar tres turnos de treinta personas cada uno, al final entramos. Un voluntario nos guió primero por el jardín, luego por el patio, y finalmente nos llevó al auditorio que se esconde debajo del patio. El lugar es un filón para fotos. Las mías fueron un tanto aleatorias ya que la visita fue muy corta, pero alguna salió aceptable.

La fachada del edificio está cubierta de infinitas varillas de acero

Las plantas del jardín conquistan poco a poco la dureza gris de las varillas

El telón de acero no llega a tocar el suelo

El auditorio está dividido en varias áreas separadas entre sí por muros

La mayor parte de las butacas ve el escenario literalmente a través de una ventana

La cabeza

Veo la cabeza todos los días. Una vez al ir al trabajo y otra al volver. Está en lo alto de una colina. Me llama la atención sobre todo al atardecer, cuando el perfil de la enorme estátua posa frente al cielo rojizo de Madrid. Al parecer, la estátua se llama "La Dama del Manzanares". Desde su colina, la dama domina la ciudad entera. Ya el año pasado quería ir para ver un atardecer de verano desde ahí, pero nunca se daba la ocasión. Al final, decidí que de este verano no pasaba, y fui el otro día por mi 30 cumpleaños. El lugar no me decepcionó, aunque la batería de la camara se acabó demasiado pronto. Es una buena razón para volver :)

El skyline de Madrid llace ante la estátua de la cabeza al atardecer

Los árboles forman un techo verde que da sombra en los caminos del parque

Me sorprendió mucho que gran parte del parque tiene suelo de madera

La Dama del Manzanares parece tener tanto lío en la cabeza como yo

Los hierros enrevesados son muy fotogénicos

Cambio de chip

Esa es la metáfora que estaba buscando: una escultura que cambia según el ángulo desde el que se mira. Así son la mayoría de las situaciones. Uno puede pasarse años viendo algo desde un punto de vista y estar convencido de que conoce la situación al detalle. Como en el ejemplo de abajo, que sin lugar a dudas es una jirafa. Y de pronto, uno tiene la suerte de tener un "cambio de chip" y ver lo mismo desde otro punto de vista, que revela un elefante. Y así, uno puede redescubrir a una persona, un lugar, o un sentimiento. Ojalá hubiera una manera de entrenar la capacidad de descubrir nuevas dimensiones de las cosas!